El aceite de soja se extrae de las semillas de la planta homónima, que lo contiene en una cantidad equivalente al 15-25% del peso en seco, según la variedad, las técnicas de cultivo y la variabilidad estacional. Conozcamos este aceite de cerca, cómo se obtiene, sus propiedades y sus usos.

 

 

 

 

Extracción del aceite de soja

 

El proceso de producción del aceite de soja se divide en varias fases. En primer lugar, las semillas se tamizan y se lavan para eliminar las impurezas externas, luego se desecan, se pelan, se cortan en laminas y se procesan de una manera particular. Existen dos métodos para obtener el aceite de la soja, mediante prensado en frío o mediante el uso de solventes químicos.

El primer método es más complejo y largo, por lo tanto también más costoso, un coste que afecta al precio del producto final, pero es de alta calidad, al ser un aceite más crudo, por lo tanto más rico en sustancias beneficiosas. A esto le sigue el proceso de extracción del aceite con solventes químicos, en particular con hexano, que luego se elimina por evaporación en caliente. Se obtiene un aceite de soja de color amarillo rojizo, con un olor y sabor particularmente fuertes, similares a los de las legumbres crudas. Estas características se eliminan en procesos posteriores de molienda, hasta que se obtiene un aceite de soja claro y con mejores características organolépticas. 

 

Propiedades nutricionales

 

El aceite de soja es muy rico en ácidos grasos poliinsaturados, en particular, destaca el contenido en ácido linoleico (precursor de la serie omega 6, 58%) y en ácido alfa-linolénico (precursor de la serie omega 3, 4-10%). También es bueno el contenido en ácido oleico (19-30%), mientras que en comparación con otros aceites vegetales existe una clara deficiencia de vitamina E. Esta característica, junto con la abundante presencia de grasas poliinsaturadas, hace que el aceite de soja esté particularmente sujeto a procesos oxidativos, con la consecuente tendencia hacia el enranciamiento temprano del aceite. Para limitar este fenómeno, muchos productores realizan una hidrogenación parcial del producto, el mismo proceso que si se realiza con más fuerza, permite convertir el aceite de soja en margarina.

La composición cualitativa y cuantitativa en ácidos grasos, junto con la riqueza en omega 6 y ácido oleico, le da al aceite de soja interesantes propiedades hipocolesterolémicas. Este efecto, atribuible un poco a todos los aceites vegetales, sin embargo, solo es válido cuando el aceite se usa con moderación (para evitar la introducción de demasiadas calorías y grasas) y en el reemplazo parcial (no adicional) de grasas animales. Además, es importante que la alimentación contenga al mismo tiempo fuentes importantes de omega 3, como el pescado y su aceite, para reequilibrar la relación entre estos nutrientes y el omega 6. En el aceite de soja crudo también hay cantidades discretas de lecitina con propiedades hipocolesterolémicas y potencialmente útiles en la presencia de enfermedades neurológicas debido a su capacidad para promover la regeneración de las vainas de mielina.

Muy importante es el contenido de isoflavonas, hormonas vegetales o fitoestrógenos, importantes sustancias antienvejecimiento.

 

¿Cómo utilizar el aceite de soja?  

 

 Principalmente, el aceite de soja se utiliza crudo para sazonar una variedad de platos, por esta razón, el primer consejo sobre cómo usarlo es como condimento, especialmente en verduras, legumbres y ensaladas o para preparar salsas. Además, la versión refinada se puede utilizar como grasa para pasteles y productos horneados.

No se recomienda usarlo para freír, ya que tiene un punto bajo de humo y con el aumento de temperatura desarrolla sustancias tóxicas para nuestro cuerpo. Al ser un aceite que tiende a deteriorarse rápidamente, debe almacenarse en un lugar seco, fresco y protegido de la luz solar.

 

Aceite de soja de CASALBERT HORECA

 

La sabiduría asiática con todas las propiedades de un aceite 100% de soja vegetal saludable y bueno para el colesterol.
 
El aceite de soja de Casalbert Horeca es de color amarillo y tiene un sabor característico típico. Desde un punto de vista fisiológico-alimentario, se caracteriza por su alto porcentaje de ácidos grasos poliinsaturados y su buen rendimiento. Producido a partir de las mejores semillas de soja, es ideal como aderezo crudo, para dorar y asar con delicadeza y en preparaciones de confitería. No es recomendable usar el aceite de soja para freír.
  aceite de soja

 

 

¿Conocías las características nutricionales y beneficios del aceite de soja? Casalbert Horeca tiene mucho que ofrecerte ¡Descubre nuestros mejores Aceites de Semillas!

 

 

 

 

%MCEPASTEBIN%